Creemos que ante la descarada pretensión de recaudar por parte de la Administración sin dar ningún trato especial a los taxistas (aunque estemos prestando un servicio de interés público), debemos impugnarlo todo y plantar cara desde la legalidad y el Estado de Derecho. Ahora bien, para poder luchar en pie de igualdad, debéis pasar con la notificación recibida a la mayor brevedad posible, para así defendernos en plazo y con toda la fuerza y los instrumentos que nos concede la Ley.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.